Por los senderos del patrimonio poético de San Luis

Versos, novelas y artículos periodísticos reviven entre sierras, arroyos cristalinos y el cielo limpio y puro.

“Si yo fuera puntano, cantaría/ este cielo, este sol, estas mujeres/ y este embrujo de menta y serranía/ que me enamora en los amaneceres”, dice un poema de Urbano Joaquín Núñez llamado como su primer verso. Muchos viajeros se identifican con sus palabras al conocer la provincia y son muchos los hombres y mujeres de letras que embellecieron la historia de San Luis; tal es así que sus casas, sus obras y los rincones por los que anduvieron son hoy atractivos para los visitantes, que recorren sus caminos para aprender y maravillarse.

Entre cerros y parajes pintorescos, sentir la brisa del viento corrillero en el cuerpo y oír el agua que baja por los arroyos y ríos cristalinos desde las sierras es recorrer los mismos lugares que inspiraron a los padres de la literatura sanluiseña. Sin dudas, uno de los precursores en estas tierras fue Juan Crisóstomo Lafinur (1797-1824), nacido en las cercanías de La Carolina. Su legado se aprecia en el Museo de la Poesía Manuscrita, al pie del pintoresco Cerro el Tomolasta, que expone una selección de poemas escritos a mano que envía el público y en donde más de un viajero sale conmovido por la historia de este hombre.

Los viajeros interesados en las letras también van tras los pasos de Antonio Esteban Agüero (1917-1970), quien allá por 1960 ganó un premio por su poema “Un hombre dice a su pequeño país” ante un jurado compuesto nada menos que por Jorge Luis Borges, Enrique Larreta y Fermín Gutiérrez. Visitar su casa en Merlo, hoy convertida en museo, y descubrir su vida entre sus objetos personales y su obra se corona con una recorrida por su hermoso parque, para rememorar en medio del verde “La Cantata del Árbol” y encontrar la musa que lo inspiró: el Algarrobo Abuelo, cuya edad se calcula en más de mil años de edad y mide más de 6 metros de circunferencia.

La experiencia conecta a la naturaleza y el espíritu en cualquier momento del año y las rutas son tan nobles como enriquecedoras. Los precursores, Las primeras escritoras, Escritores del novecientos, La generación del cuarenta; cada itinerario es un descubrir constante de versos y mensajes tan sensibles como inteligentes que van de la ciudad de San Luis a La Carolina; de Potrero de los Funes a San Francisco del Monte de Oro y Estancia Grande; de Villa Mercedes a Merlo y Luján. Toda la provincia goza de un legado cargado de belleza e intelectualidad en el que los visitantes encuentran inspiración en mágicos días, como si fueran puntanos...

 

A San Luis se llega en avión, al aeropuerto Brigadier Mayor César R. Ojeda o a sus otros aeropuertos provinciales; en ómnibus o en auto, por la RN 20, la RN 146, la RN 148 y la RN 7. 

 

  • Ver Mapa